No hay peor ciego que el que no quiere ver. Ejemplo del dicho popular, es el intento de bloque opositor, al cual ni el dinero le alcanzó para derrocar la imagen del presidente Andrés Manuel López Obrador y a su partido, Morena.

Ahora, haciendo uso de sus voceros a sueldo, entre la chanza y la risa, achacan la debacle de la alianza opositora al brazo político del jefe de la Nación. 

Nada más absurdo. Y es que para caer desde el pedestal donde presuntamente se ubicaron, los opositores no necesitaron ayuda. Porque intentando trazar un rumbo, solitos se metieron el pie.

Así o más claro

Así o más claro: la alianza Va por México está en el BASURERO DE LA HISTORIA.

____
M21