El presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, afirmó que es improbable el ataque a la soberanía nacional, de parte del gobierno de Estados Unidos, toda vez que la relación entre ambos países está basada en el respeto. 

No obstante, si “en el caso remoto de que se tomara una decisión que afectara nuestra soberanía, actuaríamos conforme a las leyes internacionales” aseveró.

En la conferencia de prensa matutina en Palacio Nacional, el jefe del ejecutivo federal, se pronunció por fortalecer la cooperación y no permitir la intervención extranjera. 

“No vamos a permitir que personas armadas actúen en nuestro territorio” ni “queremos intervencionismos de ningún gobierno del mundo. Somos respetuosos de las naciones y eso lo vamos a hacer valer siempre”, dijo.

Asimismo confió en que la relación de amistad y respeto llevará a tomar acuerdos en la agenda bilateral, “aunque algunos quisieran que nos peleáramos”.

“Me comprometí a defender a México”

“No somos colonia, no somos protectorado. Yo represento a un país que con mucho esfuerzo, con mucho sacrificio, con la vida de mexicanos logró su independencia y su soberanía y cuando protesté como presidente, me comprometí a defender a México” afirmó. 

El mandatario reiteró su mensaje de tranquilidad al pueblo: “No va a suceder nada, estamos buscando la cooperación y que se mantenga la relación de amistad con el gobierno de Estados Unidos y sobre todo con el pueblo de ese país”, expresó.