El presidente Andrés Manuel López Obrador anunció que se interpondrán denuncias contra quienes resulten responsables por el fraude en la entrega de contratos a empresas particulares para la compra de energía eléctrica.

“He dado la instrucción de que se empiecen a elaborar las denuncias correspondientes. Lo he dicho muchas veces: nosotros no somos cómplices. No vamos a encubrir actos de corrupción. (…) Aquí estamos ante un posible fraude a la nación mediante estos contratos y queremos que la autoridad competente investigue”, enfatizó.

En conferencia de prensa matutina, el mandatario dijo que en su momento dará a conocer el monto al que asciende el daño a la Hacienda pública.

“Hay quienes piensan o han aceptado solo la opinión de las empresas particulares y creen que nosotros estamos cometiendo una injusticia, incluso se puso por delante que se estaba afectando la generación de energía limpia y que estábamos nosotros queriendo regresar al combustóleo para contaminar. Ese no es el fondo del asunto”, subrayó

El jefe del Ejecutivo informó que hay exfuncionarios involucrados en estas operaciones que, tras realizar la licitación y el acuerdo principal sobre el cobro de tarifa, suscribieron un anexo con tarifas más elevadas.

Así operó el fraude

  1. Funcionarios públicos se ponían de acuerdo con las empresa particulares.
  2. Se licitaba para que la  Comisión Federal de Electricidad comprara energía eléctrica a las empresas particulares.
  3. El contrato se entregaba a una empresa donde se establecía el pago de una tarifa que la Comisión Federal tenía que pagar a la empresa particular.
  4. Inmediatamente después de firmar el contrato, se suscribía otro ya sin licitación. Se trataba de un acuerdo administrativo con una tarifa más elevada.

El resultado: por años se ha comprado energía eléctrica a las empresas particulares a precios elevadísimos con un subsidio y mediante este procedimiento ilegal. 

Derivado de ello, el precio de la luz no se reducía a los consumidores, porque el subsidio no era para el pueblo sino para las empresas, las cuales están “muy vinculadas a los intereses políticos partidistas y desde luego tienen un gran apoyo en medios de comunicación”, puntualizó el presidente López Obrador.

Con estas denuncias se busca poner orden, dijo y reafirmó que respetará las determinaciones del Poder Judicial, pero también defenderá el interés público.

“No le hace que nos lleve tiempo, pero no vamos a ser cómplices de corrupción. Se acaba el saqueo”, expresó.

_____

M21